Adoptando ISO 9001 2015 como filosofía de Gestión de la Calidad

“La Crisis se produce cuando lo viejo
no acaba de morir y lo nuevo no acaba de nacer”
Bertolt Brecht

Uno de los retos más importantes que una organización enfrenta al querer certificarse en la norma ISO 9001 es saber qué hacer con el Sistema de Gestión de la Calidad que se cuenta actualmente para que cumpla con el modelo de gestión establecido por la norma ISO 9001

A menos que se trate de una nueva organización que se está creando, la verdad es que el tema no es crear un Sistema de Gestión de Calidad de cero, sino como lo que se hace se ajusta a ese modelo, quizá se encuentren que hay elementos de la gestión que se realizan en una forma simple e implícita, que debe ahora hacerse en forma explícita, documentarse y mostrarse evidencia de su ejecución

En organizaciones existentes, sobre todo las que llevan ya algunos años de existencia teniendo relativo éxito, se puede asumir que salvo que sean industrias muy rudimentarias, en estas organizaciones se debe contar con algunos de los elementos básicos de gestión de la calidad requeridos para su región, sin embargo la globalización de los mercados y la necesidad estratégica de expandirse a otras regiones o de defenderse de competidores que vienen de otras regiones, ha hecho que no solo el mostrar sino el contar con los elementos de gestión organizados en una forma sistémica que habiliten a la organización a realizar la mejora de sus procesos e incrementar su productividad de tal forma que se mantienen y en muchos casos se potencia su competitividad.

He escuchado ya historias de empresas que buscan la certificación ISO 9001 porque un cliente se los pide o porque se volvió obligatorio en su región o porque quieren entrar a regiones donde es un estándar, en fin una serie de razones que justifica la adopción del certificado pero no una razón por la cual el buscar modelos de gestión de clase mundial, sin embargo una vez que estas organizaciones se subieron a la nave del ISO 9001 empiezan a darse cuenta de, y a capitalizar beneficios de operar con modelos de gestión de clase mundial. Eliminación de desperdicios, reducción de costes de mala calidad, incremento en la satisfacción del cliente, potenciamiento de la productividad, acceso a mercados de productos de mayor valor que demandan mayores prestaciones de producto/servicio, una calidad más consistente

La promesa de para quien asume modelos de gestión que se certifican en ISO 9001, es precisamente esa asegurar que la gestión de la calidad se realiza en una forma consistente y sistemática de tal manera que a través de una continua ejecución del ciclo de mejora de planificar, hacer, verificar y ajustar (PHVA, Deming) que habilita a la organización a lograr los beneficios ya mencionados

Si bien como lo ha declarado la ISO y la IAF, implantar modelos de gestión certificados en ISO 9001 no es garantía de cero defectos, si definitivamente es garantía de lograr una mayor satisfacción de los clientes a través de la metódica aplicación de la mejora continua.

La nueva version 2015, añade al modelo para manejo de la calidad, ciertos elementos claves que reflejan prácticas mundiales de gestión como son: El manejo sistémico de:

La gestión por procesos

El análisis del contexto de la organización y las necesidades de todas las partes interesadas

El manejo del riesgo, llamado el pensamiento basado en el riesgo

La gestión del conocimiento

Es por ello que quienes se embarcan en buscar la certificación ISO 9001, se den cuenta rápidamente de lo que pueden lograr al adoptar el enfoque sistémico de la gestión y mejora de este modelo para manejo de la calidad

Por último quedamos también con esta idea, la certificación ISO 9001 es accesible a todo el mundo, cualquier organización, grande, mediana y pequeña lo pueden adoptar y lograr, solo las empresas que lo adoptan como su DNA para gestionar su calidad y los que evolucionan el modelo más allá del estándar, son las que logran ser exitosas y se diferencian de su competencia al ofrecer productos/ servicios de un alto valor añadidos, aunque se trate de commodities.

Mis mejores deseos por una exitosa jornada